Aún me acuerdo de la primera vez que vi a estos chicos, cuando entraron por la puerta de nuestra oficina para ver nuestro trabajo, ya había algo en sus miradas, en como estaban pendientes uno del otro, en el amor que se profesaban, con gestos sutiles, pero con una fuerza expresiva digna de admiración… Quería estar en su boda, captar con mi cámara más momentos de esos que ya había captado con mi retina…
 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies